Slider

10 ene. 2018

Amor se escribe con H y otras maneras de decirte que te quiero · Andrea Longarela


Andrea Longarela (Neïra) · Amor se escribe con H y otras maneras de decirte que te quiero · Esencia · 18 de enero 
⇝⇝⇝⇝⇝⇝⇝⇝⇝⇝

⇒ Amor se escribe con H y otras maneras de decirte que te quiero es una novela que nació en un momento de mi vida en el que necesitaba divertirme y disfrutar. Acababa de dejar atrás un proyecto que me había dejado exhausta emocionalmente, así que deseaba sentarme delante del teclado divertirme y sonreír, y Eva me regaló todo eso. La conocí y me enamoré. Eva, que es un tanto idealista, atolondrada y que saca sonrisas allá por donde pasa. Eva, que es un poco desastre, pero también divertida y generosa. Eva, que espero que os dé tanto como me dio a mí. Siempre hablo de mis protagonistas favoritos, porque, aunque no queramos, todos los escritores tenemos debilidades, pues para mí Eva es una de ellas. Me ganó enseguida y, de su mano, pasé cuatro meses increíbles. Después me pasó algo curioso y es que, inicialmente, no planteé este proyecto como una novela coral, pero según las páginas pasaban y Eva me presentaba a las personas con las que compartía su mundo, se convirtió en eso. Me encariñé con Carla, con María y, sobre todo, con Gina. Por no hablar de los chicos de esta historia, a los que no voy a nombrar, porque prefiero que los descubráis vosotras, pero que se hicieron un hueco rápido en mí. Quería mostrar las diferentes formas en las que se puede manifestar el amor y que este no siempre se presenta del modo en el que creímos que lo haría, y todos ellos me ayudaron a hacerlo. De forma general, podría definirla como una novela romántica coral, con toques de humor, dulce y sentida, con partes más intensas y que espero que os provoque sonrisas y algún que otro suspiro. Ah, también hay una sorpresa entre sus páginas para las que me hayáis leído desde el principio… no digo más, ¡solo espero que os guste! 


⇒ Ahora os dejo con una escena. Se trata de uno de los primeros encuentros que Eva comparte con el protagonista de esta historia. Prefiero no contar de él mucho más y que lo descubráis vosotras mismas…

ESCENA AMOR SE ESCRIBE CON H Y OTRAS MANERAS DE DECIRTE TE QUIERO
 «Seguimos bebiendo en silencio, ambos con los ojos puestos en el cielo nublado que hacía que la noche fuera mucho más oscura que otros días. No pude evitar estudiarlo de reojo y di gracias de que se hubiera acabado el vino, porque una copa más y quizá me hubiese sentido tentada de hacer una tontería, como alargar la mano y retirarle un mechón de pelo de la frente. O chuparle el cuello. Entonces fui consciente de una pregunta que tenía atravesada en la garganta desde hacía un rato.
—¿Y por qué has subido tú?
—¿A qué te refieres? —me preguntó en voz baja, con la mirada puesta en la noche encapotada que nos cubría.
—Yo estaba triste, ya te lo he dicho. Pero ¿y tú?
 Ahí estaba, Eva la valiente empujada por el alcohol. Y es que yo sabía por qué había subido y cómo me sentía, pero su cambio de actitud se me escapaba. ¿Qué lo habría empujado a aceptar ese encuentro? No podía ser sólo curiosidad, porque una hora después de haberla satisfecho allí seguíamos, el uno al lado del otro.
Clavó su mirada verdeazulada en la mía expectante, y su respuesta me dejó descolocada por completo y también un poco sin aire.
—No lo sé. Quizá porque me ha parecido que lo estabas. —Se levantó, me cubrió con la parte de su manta que ahora quedaba libre y, mirándome de pie, tan alto que de repente me pareció inalcanzable, me susurró sin apartar la vista de mis labios—. Hasta mañana, Eva.»

9 ene. 2018

El chico que dibujaba constelaciones · Alice Kellen


Alice Kellen · El chico que dibujaba constelaciones · A la venta el 25 de enero 
➳➳➳➳➳➳➳➳➳➳
Sinopsis
«Esta es una historia de amor, de sueños y de vida. La de Valentina. La chica que no sabía que tenía el mundo a sus pies, la que creció y empezó a pensar en imposibles. La que cazaba estrellas, la que anhelaba más, la que tropezó con él. Con Gabriel. El chico que dibujaba constelaciones, el valiente e idealista, el que confió en las palabras «para siempre», y creó los pilares que terminaron sosteniendo el pasado, el ahora, lo que fueron y los recuerdos que se convertirán en polvo».

© Un Lugar Mágico. Design by FCD.